• Slide El Salvador - NO DESPUBLICAR

Miembros de la Comisión de Legislación de la Asamblea Legislativa votan a favor de la reforma constitucional. Fotografía: Susana Peñate.

Las reformas se hicieron al artículo 2, en la parte de los derechos, quedando de la siguiente forma: "Toda persona tiene derecho a la vida, al agua y su saneamiento, a la integridad física y moral, a la libertad, a la seguridad, al trabajo, a la propiedad y posesión, y a ser protegida en la conservación y defensa de los mismos".

La segunda reforma se estableció en el artículo 69, en el cual se centró el debate legislativo, ya que una de las propuestas de redacción definía que la gestión del agua sería pública y sin fines de lucro. La propuesta se modificó para dejar establecida el agua como un bien público.

Aunque se tuvo aprobación por unanimidad en la segunda ronda de votación, se decidió no agregar “sin fines de lucro”, moción que impulsaba la bancada del Frente Farabundo Martí para la Liberación Nacional (FMLN). 

Terminamos sumándonos al final, porque nos parece que, independientemente, la propuesta de reforma reúne otros elementos importantes y con solo ser una reforma constitucional que se garantice el derecho humano al agua y saneamiento es fundamental para nosotros”.

Cristina Cornejo
Diputada del FMLN

Para algunos legisladoras definir el agua como bien público es un concepto lo suficientemente amplio comparado a la propuesta inicial, que era establecer la "gestión del agua pública".

Ahí se puso el candado para que cualquier ley secundaria no vaya a permitir la privatización. La definición de bien público abarca sin fines de lucro, abarca que todo el mundo tiene derecho, sin pagarlo. Lógicamente, quien lo envasa, quien lo procesa, las pipas que transportan el agua, el agua es gratis pero el tratamiento en ese caso es diferente”.

Antonio Almendáriz
Jefe de fracción del Partido de Concertación Nacional (PCN)

Agregó que, para que el agua sea salubre, también el Estado tiene que proteger los ríos, los lagos y penalizar a las personas que arrojan desechos a los ríos. El diputado Almendáriz exhortó a la próxima legislatura a no echarse para atrás en la reforma, ya que esta requiere una ratificación de 56 votos.

A la comisión asistieron representantes de la Alianza por la reforma constitucional por el derecho humano al agua, quienes promovían la reforma solo al artículo 2 del derecho al agua y el saneamiento, en concordancia a recomendación de las Naciones Unidas.

Al final que se reforme el artículo 2 y que se ponga al nivel de la vida, al nivel de esos derechos consagrados nos parece importante. Recordemos que son derechos sagrados por los que hay luchar, por los que se tiene responsabilidad los Estados independientemente de quién este en el gobierno”.

Antonio Baños
Alianza por la reforma del agua

Ley de agua, clave

Un aspecto que resaltaron es que el derecho humano al agua será desarrollado dentro de la Ley de Agua, que lleva más de 13 años de exigirse y que ahora está en discusión en la Comisión de Medio Ambiente y Cambio Climático de la Asamblea, que ha estado entrampada.

Creo que es importante que ya se constituya que el agua es un bien público y como todo lo público no puede venderse, no puede privatizarse; sin embargo, lo que hemos venido trabajando en la comisión son las decisiones, no exclusivamente el bien, no exclusivamente el agua como tal, sino las decisiones sobre el agua deben radicar en lo público”.

Dina Argueta
Diputada del FMLN

La presidenta de la Comisión de Medio Ambiente, Martha Evelyn Batres, aseguró que con esta reforma constitucional se desvanece cualquier mito del cual se hacía uso de una posible o presunta privatización del agua”, expuso Martha Evelyn Batres, diputada del partido Alianza Republicana Nacionalista (ARENA), miembro de la comisión de medio ambiente.

Añadió que en la ley que estudian también se garantiza el derecho humano al agua y que el ente rector del agua “debe de ser eminentemente público”.

¿Sin fines de lucro?: la discordia

El diputado Ricardo Velásquez Parker (Arena) no estuvo de acuerdo con la frase "sin fines de lucro".

La propuesta inicial era: "Es obligación del Estado crear políticas públicas y leyes que garanticen a todos los habitantes agua salubre, suficiente, accesible y asequible, así como el aprovechamiento y preservación de los recursos hídricos. La gestión del agua será pública y sin fines de lucro".

En lugar de esta última oración, el diputado René Portillo Cuadra propuso: "El agua constituye un bien público", suprimiendo la frase "sin fines de lucro". "Cuando la Constitución habla de los derechos individuales, no los jerarquizó", argumentó.

El no partidario Leonardo Bonilla aseguró que la reforma no implica que no pueda lucrarse de su purificación y envase, pero la gestión sería pública. Aclaró que daría su voto si se eliminaba la frase "sin fines de lucro", pero que entiende que el lucro no es sobre el líquido, sino para el uso y elaboración de bebidas.

El jefe de la fracción del Partido de Concertación Nacional (PCN), Antonio Almendáriz, sugirió introducirle al artículo "el agua constituye un bien público". El FMLN se inclinaba a mantener la frase "sin fines de lucro" pero Cristina Cornejo, diputada de ese partido, aseguró que las decisiones son por mayoría.

Original: Diario El Mundo

Website by Heavy Web Design